“Es una carrera dura y cruel”